Rodamiento Rígido de Bolas

 

Son rodamientos con una gran variedad de aplicaciones, auto-retenidos, con anillos exteriores e interiores macizos y coronas de bolas. 

Estos rodamientos, de disposición sencilla, muy resistentes durante el funcionamiento y fáciles de mantener, están disponibles con una o dos hileras y obturados o abiertos.
Debido a la alta calidad técnica de los procesos de fabricación, los rodamientos abiertos pueden tener ranuras en el anillo exterior para los discos de protección o para los obturadores.
Debido a su reducido momento de rozamiento, los rodamientos rígidos a bolas son idóneos para elevadas velocidades de giro.
Debido a la geometría de las pistas de rodadura y de las bolas, los rodamientos rígidos a bolas soportan tanto cargas radiales como cargas axiales en ambos sentidos.


La regulación de alineación de los rodamientos rígidos a bolas de una hilera es reducida, por esta razón, los apoyos deben quedar bien alineados.

Los errores de alineación conducen a una rodadura desfavorable de las bolas y causan solicitaciones adicionales en el rodamiento, que reducen la duración de vida del mismo.
Para mantener bajas estas solicitaciones, para los rodamientos rígidos a bolas de una hilera solamente se permiten (en función de la carga) reducidos ángulos de alineación.

Debido a su disposición interior, los rodamientos rígidos a bolas de dos hileras no son autoalineables. Por esta razón, no debe haber errores de alineación cuando se utilizan estos rodamientos

Los rodamientos rígidos a bolas de una hilera son los rodamientos más utilizados. Se fabrican en muchas medidas y ejecuciones y son especialmente económicos.

Los rodamientos no obturados son adecuados para muy altas velocidades de rotación. 
Los rodamientos rígidos a bolas con sufijo 2Z tienen tapas de protección en ambos lados del rodamiento y son adecuados para elevadas velocidades de giro. 

Los rodamientos con sufijo 2RSR tienen obturaciones de labio, de caucho acril-nitril-butadieno NBR en ambos lados del rodamiento y son apropiados para velocidades medias de rotación.

Lubricación
Los rodamientos abiertos pueden ser lubricados con aceite o con grasa.
Los rodamientos rígidos a bolas con tapas de protección o con obturaciones de labio en ambos lados, están lubricados con grasa de alta calidad para toda su duración de vida útil.

Rodamientos rígidos a bolas de una hilera, dispuestos por parejas
Se suministran, bajo consulta, rodamientos rígidos a bolas de las series 160, 60, 62, 63, 64 Y 618 en diferentes disposiciones, como rodamientos ajustados por parejas, figura 1. 
Las parejas en disposición en O (sufijo DB) soportan cargas axiales en ambos sentidos, así como momentos de vuelco. 
Las parejas en disposición en X (sufijo DF) soportan cargas axiales en ambos sentidos, pero no son aptos para soportar momentos de vuelco. 
Las parejas de rodamientos en disposición tándem son aptas para elevadas cargas axiales (sufijo DT).

Rodamientos rígidos a bolas de dos hileras.
La disposición y el funcionamiento de los rodamientos rígidos a bolas de dos hileras corresponden a los de una pareja de rodamientos rígidos a bolas de una hilera. Han sido diseñados para velocidades de giro muy elevadas y se utilizan cuando la capacidad de carga de los rodamientos rígidos a bolas de una hilera no es suficiente. 
Las ejecuciones de dos hileras, teniendo el mismo diámetro de agujero y el mismo diámetro exterior, ocupan más espacio axial que los rodamientos rígidos a bolas de una hilera, aunque soportan cargas mucho más elevadas que estos últimos.

Obturaciones y Lubricación
Los rodamientos rígidos a bolas de dos hileras no están obturados. Los rodamientos no obturados están lubricados con grasa de alta calidad. 

Temperatura de Funcionamiento
Los rodamientos rígidos a bolas abiertos pueden utilizarse hasta una temperatura de funcionamiento de +120 ºC. Para aplicaciones por encima de + 120 °C, rogamos consultar. Los rodamientos con diámetro D 240 mm tienen las medidas termoestabilizadas hasta +200 °C. 
Los rodamientos rígidos a bolas con obturaciones de labio (goma) pueden utilizarse a temperaturas de funcionamiento desde -30 ºC hasta +110 ºC limitadas por la grasa lubricante y por el material de las obturaciones.
Los rodamientos con tapas de protección se pueden utilizar desde -30ºC hasta+120 ºC.

Jaulas
Los rodamientos rígidos a bolas de una hilera, sin sufijo específico para la jaula, tienen una jaula de chapa de acero. 
Los rodamientos rígidos a bolas con jaulas macizas de latón guiadas por las bolas, se reconocen por el sufijo M. 
El sufijo Y identifica un rodamiento con una jaula de chapa de latón.
Los rodamientos rígidos a bolas de dos hileras tienen jaulas de poliamida reforzada con fibra de vidrio (sufijo TVH).